Señales de un bebé sobreestimulado (y cómo calmarlo)

Señales de un bebé sobreestimulado

Al igual que los adultos, los bebés pueden sobreestimularse. Aquí, los signos de un bebé sobreestimulado y lo que debe saber para ayudarlo a calmarse.

Involucrarse con los bebés pequeños es crucial para su desarrollo: hablarles, hacer muecas tontas, sacarlos a caminar, hacer que se reúnan con amigos y realizar actividades apropiadas para su edad son excelentes maneras de presentar a los bebés el mundo que los rodea. Pero al igual que con cualquier cosa, es totalmente posible exagerar. (¿Qué dice eso de demasiado de algo bueno?) Al igual que los adultos, los bebés pueden sentirse abrumados por las actividades y los entornos. Si tu pequeño se pone quisquilloso o comienza a llorar mientras juega o está fuera de casa, podría deberse a que está sobre estimulado. Aquí, conozca los signos de un bebé sobreestimulado, por qué sucede y qué hacer, además de cómo evitar la sobreestimulación en los bebés, para empezar.

¿Se puede sobreestimular a los bebés?

Sí, los bebés pueden sobreestimularse absolutamente. Esto sucede cuando “se sienten abrumados con más actividades, sonidos y sensaciones de las que pueden manejar”, ​​dice Alexis Phillips-Walker , DO, pediatra de Memorial Hermann Medical Group Pediatrics en Atascocita, Texas.

Muchos escenarios que son de baja presión para los adultos a menudo pueden ser demasiado estimulantes para los bebés, incluidos los mandados diarios como ir de compras o actividades sociales como reuniones familiares, fiestas de cumpleaños y cenas. Estar en una habitación llena de extraños puede ser demasiado para su pequeño. Para ayudar a los bebés a adaptarse, Lisa M. Asta, MD, profesora clínica de pediatría en la Universidad de California en San Francisco y miembro de la Academia Estadounidense de Pediatría, recomienda dejar que se adapten al evento observándolo hablar con los otros adultos. -ups por un tiempo antes de empezar a pasárselos a los miembros de la familia y a los asistentes a la fiesta.

Para evaluar si un evento puede ser sobreestimulante para el bebé, también considere si ocurrirá durante la alimentación normal de su hijo o durante la siesta, ya que un bebé hambriento o cansado puede abrumarse más fácilmente. “Va a ser diferente debido a las necesidades de los bebés y las diferencias con sus horarios. Debe poder cambiar de curso rápidamente para satisfacer las necesidades de su hijo”, explica Asta. “No puedes abordarlo de la manera en que lo haces cuando solo se trata de adultos”. Si comienza a ver signos de un bebé sobreestimulado, es posible que deba acortar el evento, independientemente de si se trata de una fiesta o un recado.


Signos de un bebé sobreestimulado

A nivel biológico, la sobreestimulación en los bebés hace que sus cuerpos produzcan una hormona del estrés llamada cortisol, que estimula el sistema nervioso simpático, la parte de nuestro cuerpo responsable de la respuesta de huida o lucha, explica Phillips-Walker. “Como resultado, la frecuencia cardíaca aumenta, la respiración se acelera y los músculos se tensan”, dice. “Los bebés comunican esta respuesta estresante llorando y son difíciles de calmar”.

Si bien el llanto fuerte es un indicador de un bebé sobreestimulado, según Phillips-Walker y Asta, existen otros signos que se deben buscar. Los comportamientos variarán según la situación y el niño, pero los indicadores pueden incluir:

  • Actuar quisquilloso o irritable
  • No querer que los carguen (aunque los bebés mayores en realidad pueden volverse pegajosos )
  • negarse a amamantar
  • Sensación de cansancio
  • apretando los puños
  • Pareciendo asustado

Cómo evitar la sobreestimulación en los bebés

¿Esperando evitar tener un bebé sobreestimulado en tus manos? Primero, es importante comprender qué actividades o entornos pueden ser desencadenantes para su hijo, dice Phillips-Walker, ya que esto lo ayudará a evitar situaciones similares en el futuro. Por supuesto, es posible que no siempre sea posible evitar eventos sobreestimulantes, como hacer mandados: ¡los padres ocupados tienen cosas que hacer! Para ayudar a prevenir la sobreestimulación en los bebés, Phillips-Walker recomienda:

  • Trate de cumplir con un horario de alimentación establecido
  • Haz los mandados lo más cortos posible
  • Haga arreglos para que el bebé tenga un rato tranquilo
  • Evite el tiempo de pantalla para niños menores de 2 años (y limite las pantallas para niños pequeños mayores)
  • Trabaje alrededor de la hora de la siesta del bebé

Este último es quizás el más importante, ya que un bebé cansado puede volverse quisquilloso rápidamente cuando está sobreestimulado. Asta recomienda estar atento a los signos de somnolencia y seguir una rutina constante a la hora de la siesta y la hora de acostarse. “El día del bebé tiene que tener piedras de toque de tiempo de inactividad para dar ese mensaje de tiempo de espera”, explica. “Ahora vamos a leer un libro y no hacer algo estimulante. Cantaremos una canción, bajaremos la persiana, te meteremos en la cuna con tu amor y ahora es el momento de relajarse”.

Cómo calmar a un bebé sobreestimulado

La mejor manera de calmar a un bebé sobreestimulado es sacarlo del entorno desencadenante. Llévalo a una habitación con pocos estimulantes, como luces, ruido, juguetes estimulantes y otras personas. La habitación oscura y tranquila del bebé es ideal, dice Phillips-Walker; si está fuera de casa, puede improvisar colocando al bebé en un cochecito y cubriéndolo con una cobija para crear un ambiente oscuro.

Para calmar a los recién nacidos y bebés más pequeños sobreestimulados, Phillips-Walker sugiere amamantarlos o darles un biberón, o envolverlos y sostenerlos o mecerlos para que se duerman.

“No se alarme si al bebé no le gusta que lo envuelvan”, agrega. “Algunos bebés que están llorando necesitan su espacio. Está bien acostarlo boca arriba en un espacio seguro, como una cuna, mientras usted está cerca para recogerlo si lo desea, o si está afuera, atado en una carriola. Si estás en casa, un ambiente tranquilo y oscuro y ruido blanco o música suave sin letras también pueden ayudar”.

Para los bebés mayores (e incluso los niños pequeños), es fundamental asegurarse de que sus necesidades físicas se satisfagan primero. Verifique si tienen hambre, sed, calor o frío. Si está en casa, Phillips-Walker recomienda acostar a su hijo en una habitación oscura y realizar una actividad tranquila, como leer un libro o abrazarlo. “Si puede, controle su entorno”, dice Phillips-Walker. “Pedir a las personas que hablen en tonos más bajos, atenuar las luces o cerrar las persianas ayuda”.

La sobreestimulación en los bebés es normal y cada niño reaccionará de manera diferente. Sin embargo, toma nota si su respuesta emocional parece desproporcionada con respecto a la situación. “Esto puede darte pistas sobre problemas relacionados con dificultades emocionales o de procesamiento de la información”, dice Phillips-Walker. “Estos problemas pueden estar relacionados con condiciones como el trastorno del espectro autista, el trastorno por déficit de atención, etc.” Como siempre, si tiene inquietudes sobre el desarrollo de su hijo, comuníquese con su pediatra.

Sobre los expertos:

Alexis Phillips-Walker ,DO, es pediatra en Memorial Hermann Medical Group Pediatrics Atascocita en Atascocita, Texas. Obtuvo su título de médico en la Facultad de Medicina Osteopática de la Universidad de Ohio en Atenas.

Lisa M. Asta, MD, es un pediatra certificado por la junta con sede en Walnut Creek, California. Obtuvo su licenciatura de la Universidad Johns Hopkins, recibió su título de médico de la Escuela de Medicina de la Universidad de Temple y completó su residencia en el Hospital para Niños St. Christopher en Filadelfia. También es profesora clínica de pediatría en la Universidad de California en San Francisco y miembro de la Academia Estadounidense de Pediatría.

Tenga en cuenta: Los materiales y la información que contiene no pretenden ni constituyen un consejo o diagnóstico médico o de salud y no deben usarse como tales. Siempre debe consultar con un médico calificado o un profesional de la salud acerca de sus circunstancias específicas.

Compártelo a quien necesite esta información

{{ reviewsTotal }}{{ options.labels.singularReviewCountLabel }}
{{ reviewsTotal }}{{ options.labels.pluralReviewCountLabel }}
{{ options.labels.newReviewButton }}
{{ userData.canReview.message }}

PRODUCTOS RECOMENDADOS

Ebook El Diario de una Mamá Primeriza en tiempos de pandemia
Ebook El Diario de una Mamá Primeriza en tiempos de pandemia
S/. 37.00
Producto Nuevo
Ebaby – Triciclo Turk – Azul
Ebaby – Triciclo Turk – Azul
Porque tu bebé también puede tener su propio vehículo y conducirlo con toda seguridad. Por eso, Ebaby te trae este Triciclo Reclinable Turk Azul con estructura de aluminio.
S/609.00
Oferta: S/409.00
Centro Psicopedagógico Construyendo Felicidad
País: Peru
Ciudad: Lima
Distrito: Comas
Centro Psicopedagógico Construyendo Felicidad
Pequeñas Huellitas Felices
País: Peru
Ciudad: Lima
Distrito: Santa Anita
Pequeñas Huellitas Felices
Centro de Estimulación Temprana «Ven a Jugar»
País: Peru
Ciudad: Lima
Distrito: San Juan de Lurigancho
Centro de Estimulación Temprana "Ven a Jugar"
Centro de Estimulación Pekes Home
País: Peru
Ciudad: Lima
Distrito: Santiago de Surco
Centro de Estimulación Pekes Home
Renzulli Estimulación e Intervención Infantil
País: Peru
Ciudad: Lima
Distrito: Los olivos
Renzulli Estimulación e Intervención Infantil
Centro de Estimulación Temprana Mamá Luna
País: Peru
Ciudad: Callao
Centro de Estimulación Temprana Mamá Luna
Centro de Estimulación Temprana y Desarrollo Integral Happy Baby
País: Peru
Ciudad: Lima
Distrito: San Juan de Lurigancho
Centro de Estimulación Temprana y Desarrollo Integral Happy Baby
Centro de Estimulación Temprana y Guardería Cascanueces
País: Peru
Ciudad: Lima
Distrito: San Juan de Lurigancho
Centro de Estimulación Temprana y Guardería Cascanueces
Centro de Estimulación Temprana CERES
País: Peru
Ciudad: Lima
Distrito: Pueblo libre
Centro de Estimulación Temprana CERES

Charla Online para Padres

Ultimas publicaciones